Oyalep

Colaboradores… ¡Mis huevos!


Yo si quisiera saber una cosa: ¿Dónde chingados está el otro colaborador que según muy misterioso y muy uyuyuyyy? Que la sombra precoz y no sé qué… ¡De lengua me como un taco mi rey!

Y podrán darte la bienvenida pero de que sirve, si no te has aparecido ni una sola maldita vez. Che colaborador de madres.

Si te comprometes, pues cúmplale papá o mejor no prometa nada. Ahí está el pobre de mi patrón posteando de harina pa’ sacar al quite que yo no le pueda escribir nariz algunos días, pero pues ahí la llevamos ¿no?

Póngase las pilas y aunque el ombligo esté ya medio puerco por mi presencia, pues échele una barrida o de perdida un comentario a las entradas. Si sí se puede compadre, usted júntese conmigo y será posteador.

‘Ora sí. Bienvenido mi buen.

No olviden visitar el Blog de Mar Fatale, Soborna. Un ceviche ideológico visual.

Anuncios

2 replies »

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s